Se cierre el caso penal de la comunidad del Guayabo

El viernes se escucharán las declaraciones finales sobre el caso penal contra los líderes comunitarios del Guayabo.
Facebook
Twitter
Email
WhatsApp
Print
Fifty community members stand on the grass, there is a police officer standing in the left of the frame. There are trees behind the group and a blue sky.

El caso penal contra los líderes comunitarios del Guayabo, Erik Payares, Jhon Fredy Ortega y Santos Peña llegará a su fin este fin de semana. La jueza ha escuchado los últimos testimonios, incluido a miembros de los ECAP que han estado acompañando el proceso desde 2013.

Grandes terratenientes suelen acusar a líderes sociales y estas acusaciones llevan a procesos legales prolongados como una táctica para silenciar su trabajo. La comunidad del Guayabo ha estado luchando contra este caso penal durante 5 años. En 2013, Rodrigo López Henao ocupó ilegalmente tierras en la comunidad y contrató a hombres armados para destruir cultivos, matar animales y amenazar la vida de miembros de la comunidad. Las acusaciones falsas contra Erik, Jhon Fredy y Santos resultaron en su detención en 2016.

El caso judicial se ha prolongado hasta ahora. Este viernes se harán las declaraciones finales y la jueza tendrá hasta el domingo para emitir una decisión. Oren por una decisión justa y equitativa y recuerden a la comunidad y las familias afectadas por la criminalización y persecución contra defensores de la tierra y activistas de derechos humanos.

Read More Stories

tres personas están sentadas con sus espaldas hacia la camera, inclinadas en sus sillas en medio del corte.

#Paros3 fueron sentenciades a un total de 439 años por pilotear el bote

El pasado 05 de mayo, el juicio contra los #Paros3, Kheiraldin, Abdallah y Mohamad, se llevó a cabo en la isla griega de Syros. Tanto el fiscal como les jueces reconocieron que las tres personas defendidas no eran contrabandistas y no habían actuado con ánimo de lucro, ni eran culpables de las 18 vidas que se perdieron. A pesar de esto, los tres padres fueron condenados por “facilitar acceso ilegal”, resultando en una sentencia de 187 años para el “capitán”y 126 años para cada uno de los dos “asistentes”.

El colono israelí, Ofer Ohana, sale de su vehículo en un puesto de control militar israelí en H2, Hebron/Al Khalil

Israel: un estado liderado por colonos

La impunidad de la violencia de los colonos israelíes ilegales ha ido demasiado lejos. La ocupación ahora se aprovecha de la violencia de los colonos para hacer su trabajo sucio.

Ir al contenido